#07 – 2017

Frases de cuñadismo que tenemos que escuchar en un día como hoy:
 
-Yo no soy ni machista ni feminista. Yo creo en la igualdad.
 
Para que lo sepáis, queridas y queridos, el feminismo es el movimiento liderado por las mujeres (y, por si no lo sabíais, desde el principio también estuvo apoyado por algunos hombres), que buscan, creen y luchan por la igualdad entre hombres y mujeres. Así que si crees en la igualdad eres feminista. Sin más. El resto, cualquier cosa que tu cerebro esté elaborando como réplica, te lo estás sacando de la manga o es desinformación.
 
-No debería existir el Día de la Mujer.
 
Por supuesto que no debería existir. Pero es necesario que exista porque no hay igualdad. Repito: NO HAY IGUALDAD. Hay muchas, muchísimas, cifras que lo demuestran y que me niego a repetir, porque la información está al alcance de cualquiera y las fuentes oficiales (no un blog, no la página web de cuatro taradas/os, no lo que dice mi primo el de Murcia) también están ahí, haciendo estudios y colgando sus conclusiones en sus respectivos canales.
 
Por tanto, debe existir el Día de la Mujer porque hay que reivindicar la igualdad y, precisamente, luchar contra todas aquellas personas y grupos sociales que tratan de convencernos de que no es necesario y que las mujeres están bien como están (o sea, por debajo de los hombres. Porque es ahí donde están; lo sabéis, ¿no?).
 
-Los hombres también deberían tener un día, porque también lo pasan mal.
 
Pues claro que lo pasan mal. Pero lo pasan mal, precisamente, por culpa de los propios hombres, que son los que, mayormente, han creado, perpetuado y justificado este sistema llamado patriarcado. Así que, hombres, si os sentís mal por veros obligados a mantener un concepto de masculinidad que os oprime, que os anula los afectos, que os hace estar distanciados emocionalmente de vuestras parejas, amigas/os e hijas/os, podéis unir vuestra lucha a la causa feminista, que entre otras cuestiones también lucha por la derogación de este concepto de virilidad misógino, homofóbico y autodestructivo. En resumen, que el feminismo, nos beneficia a todas/os: mujeres y hombres.
 
-Las mujeres son bellas y frágiles y hay que cuidarlas.
 
Mira, maja/o, esto también es machismo, porque asume que las mujeres son inferiores y que deben ser cuidadas por los hombres. Las mujeres pueden y deben valerse por sí mismas y de hecho así lo hacen, sin necesidad de que vengas tú a decirles lo bonitas que son. Respetar a alguien es apoyar. Y no se apoya mucho a nadie cuando se le relega a un segundo plano bajo premisas pretendidamente nobles como la fragilidad y la belleza. Y ya puestos, como hombre feminista, me gustaría reivindicar que los hombres somos iguales de frágiles que las mujeres, del mismo modo que las mujeres son iguales de fuertes que los hombres.
 
Por otro lado, esto está muy conectado con esta suposición tan estupenda que dice que los hombres y las mujeres se complementan, porque los primeros son fuertes, activos y racionales y las segundas son débiles, gráciles, sumisas o pasivas y emocionales. Esto es mentira. Insisto: ESTO ES MENTIRA. Todas/os somos fuertes y frágiles, activas/os y pasivas/os, cerebrales y emocionales, dependiendo del momento y de la situación en que nos encontramos. También en esto mujeres y hombres somos iguales.
 
-Pero es que hay diferencias biológicas que impiden la igualdad.
 
Está más que demostrado por estudios serios (repito, serios. No, lo que opine tu vecino Sebastián viendo jugar a los niños del parque de la plaza que hay debajo de casa no es un estudio serio) que las diferencias biológicas entre hombres y mujeres son bastante más reducidas de los que nos empeñamos en creer. Por ejemplo, en el caso de la supuesta fuerza física superior de los hombres, la socialización también ejerce un papel de gran relevancia en cuestiones como potenciar que los niños sean más deportistas o accedan a juegos que supongan un desarrollo mayor de la fuerza física. Éste es sólo un ejemplo de los muchos que podríamos poner. Si quieres saber más, lee sobre socialización de género, que viene muy bien.
 
Bonus Tracks:
 
-Pero hay muchas denuncias falsas.
 
Claro que sí, guapi. Léete un estudio serio y unos datos verdaderos, como los del Consejo General del Poder Judicial. “Pero es que a mi primo le paso que…”. Estupendo. Pero como comprenderás tu primo no es la generalidad de España y del mundo. Y como comprenderás es más fiable lo que diga un organismo oficial que lo que diga tu primo. “Pero es que yo conozco un caso que…”. Yo conozco a personas que dicen que han visto ovnis e incluso a dos gatos siameses bailando el charleston. Pero de ahí a creer que esto es la realidad, hay un salto.
 
-¿Y los hombres maltratados por las mujeres?
 
Un hombre tiene muchísimas más probabilidades de ser maltratado y de recibir violencia por otro hombre que por una mujer. Se trata de una cuestión de socialización de género. Vivimos en un mundo en el que las mujeres están supeditadas a un segundo plano por el mero hecho de ser mujeres, un mundo que maltrata, amenaza, viola y asesina a las mujeres sistemáticamente. ¿No crees que, por una mera cuestión de sentido común, es más frecuente que las mujeres sean maltratadas por los hombres que al revés? “Pero, aunque haya cuatro hombres maltratados, no podemos pasarlo por alto”. Perdóname. En cuanto acabemos con una lacra que actualmente afecta en mayor o menor medida a todas las mujeres del mundo, me pondré con estos cuatro hombres. Entenderás que destinemos más recursos a un problema que afecta a miles de millones de personas en el mundo, ¿no?
 
Como añadido, los hombres maltratados no están desprotegidos. Existen leyes sobre violencia familiar que los amparan estupendamente. De hecho, los estudios fiables (no, lo que le pasara a tu primo un día no es un estudio fiable) insisten en que las penas son bastante más duras con las mujeres que con los hombres.
 
-Ya, pero es que ésta es mi opinión.
 
Yo no opino de física cuántica porque no sé de física cuántica. Hay que admitir que hay ciertas cosas sobre las que una/o no sabe.
Esto que tú llamas tu opinión, además de ser algo sesgado y de no basarse en la realidad, está sustentando un sistema injusto que nos hace daño a todas/os. En cierto sentido, es normal, porque vivimos en un sociedad que nos educa para que directa o indirectamente pensemos así y no nos cuestionemos lo que está sucediendo a nuestro alrededor, todos los días. En tu mano está ir un paso más allá e informarte y formarte. Así que te recomiendo que, humildemente, como hice yo en algún momento, te sumerjas y profundices en estos temas. Quizás te lleves alguna sorpresa. Y quizás, incluso, te ayude a comprender muchas cosas de tu vida, de tu identidad y de ti misma/o. Porque es el género lo que, en gran medida, nos ha llevado a ser como somos. Y porque el machismo, como ya he dicho, ha formado y forma parte de todas y de todos nosotras/os e, inevitablemente, hemos interiorizado una violencia que nos dificulta ser felices. A las mujeres, por supuesto, pero también a los hombres.
Somos todas/os nosotras/os quienes día a día construimos la realidad. Ya puestos, hagámoslo bien.
Anuncios

2 comentarios en “#07 – 2017

    • Carlos G. García dijo:

      Lo dice quien ataca desde el anonimato, sin argumentos y sin ningún tipo de explicación.

      Es decir, que el texto te ha movido lo que sea, lo que en cualquier caso es problema tuyo, algo que debes mirarte tú, a ver qué es lo que te molesta tanto de todo lo que he escrito aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s